Restaurante KABUKI… Tan bello es caer a tus pies!

kabuki

Sobre la mesa una montañita de SEVICHE… desordenados, unos sobre otros, cubos gruesos de un pescado blanco, fresco, brillante… retocado con plumitas de cebolla colorada, rocoto y sal… -Como si el mar me soplara a la cara-, repetí inspirado…

Limonudos, biches, cilantrudos aromas, -la costa en mi tenedor-, continué mientras sostenía la copa en el aire… -porque lo que sí tengo claro es que pocos preparan el seviche como lo prepara Gabriel Gomez, el joven maestro de Kabuki… Salúd!-, grité con fuerza, para que me escucharan en la cocina…

Mis papilas temblaban humedecidas, emocionadas, inquietas… deseosas de ser abrazadas, sometidas, apretadas por la verde acidez en la que este genial cocinero envolvió la carne del pescado! Un mordisco… solo un mordisco, y la historia que ahora están leyendo, estalló en mi boca y en mi corazón… las fibras se fueron separando en lajas, liberando su provocador jugo… el océano en cristales, la leche de tigre, el cítrico, el suave picor de la capsicina…

-Qué delicia-, le dije a Aleja!
-Este seviche… está demasiado rico-, me respondió feliz.
Viniendo de ella… palabras de alto calibre. Esta mujer me ha hecho viajar a Lima… solo para comer seviche ¿se imaginan eso? Por eso la amo: es capaz de cruzar el mundo en busca de un buen bocado… así que, le creo. Si dice que está: “demasiado rico”, es porque está demasiado rico.

-Un Arroz Chaufa de Mariscos-, dijo fuerte la mesera para anunciar el siguiente plato… fue el acabose y la dicha…
-Yo esto no lo había probado así-, aseguré sin entender. -¿Cómo es posible que alguien haya logrado, con tanta exactitud, un plato de la cocina Chifa (chino-peruana), a tantos kilómetros de Perú?-.

Las pepitas firmes y cerradas por la fritura, desleídas en soya fina y logradas al dente, se venían pegadas a los tiernos y gustosos mariscos, dándoles un craqueo único y muy especial: Camarones, pulpos, calamares y langostinos apenas tocados por el wok… jugosos, colorados, fijos… revueltos en el arroz, enriquecidos… Lo mejor de dos mundos en un solo bocado. Pruébenlo y verán, ¡a que terminan escribiendo algo similar!

¿Y para terminar?
Suspiro a la limeña con fresas encima… Cremoso, dulce, muy dulce… ligado con un poco de Arequipe y mucha canela. Hundes la cuchara y estás condenado a no parar ¿Cómo habrá sido? tuvimos que pedir un par adicionales para llevar a casa! Como negándonos a cerrar tan inolvidable experiencia!

Kabuki Cocina Peruana y Japonesa

Para llamar Click Aquí / tel: (034) 311-6152
Carrera 33 no 8a – 11
Medellín


-¿Quieres recibir las mejores recomendaciones? Descarga AHORA la APP “Tulio Recomienda”, desde aquí – http://www.adianteapps.com/vogswe

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s